Por conflicto territorial, masacre de 11 mixtecos en Oaxaca

Dic 18, 13 Por conflicto territorial, masacre de 11 mixtecos en Oaxaca

Las autoridades de Santo Domingo Yosoñama y San Juan Mixtepec culparon de la masacre de 11 indígenas mixtecos a un supuesto conflicto territorial a las autoridades federales y estatales.

Además, exigieron la instalación de una Base de Operaciones Mixtas (BOM) en la región mixteca para evitar un mayor derramamiento de sangre.

Después de mutuas acusaciones y deslindes sobre la emboscada del pasado sábado 14, que dejó 10 personas quemadas (entre ellos tres menores) y un ejecutado con el tiro de gracia, los pueblos directamente involucrados que se disputan mil 740 hectáreas alegaron indolencia gubernamental.

El presidente del Comisariado de Bienes Comunales de Santo Domingo Yosoñama, Dionisio Ventura González, advirtió que “con documentos o sin documentos tenemos que defender nuestra tierra a toda costa”.

Luego de acusar a sus vecinos de San Juan Mixtepec de la emboscada en el paraje Tres Cruces o El Sombrero, perteneciente a San Juan Ñumi, Ventura González afirmó que han tenido que “apaciguar la ira de la gente” porque está muy molesta” por estos crímenes.

“Estamos esperando que el gobierno esclarezca el caso y se castigue a los asesinos, porque nuestra gente está muy molesta; de lo contrario, nos vamos a manifestar a través de plantones y marchas para que se nos tome en cuenta”, advirtió.

Subrayó:

“Somos gente organizada, contamos con muchos municipios, y si no nos escuchan Antorcha Campesina se va a movilizar para presionar al gobierno con una fuerza masiva”.

Dijo que su gente iba a Tlaxiaco y los asesinaron de forma brutal. “Mataron a niños indefensos, sin culpa, ahora esperamos resultados. Las autoridades ya realizaron lo que tenían qué hacer, ahora exigimos que trabajen y actúen como debería de ser y se castigue a los responsables”.

Para frenar tragedias como la del sábado, dijo que el gobierno debe mandar seguridad pública “a salvaguardar la vida de nuestra gente, pero sobre todo que ya solucione definitivamente el problema (territorial), porque no hay tranquilidad en la zona”.

Apuntó que de 2010 a la fecha, casi 60% de los habitantes se han visto obligados a irse a los estados del norte del país y a Estados Unidos, porque no hay tranquilidad ni seguridad en su tierra.

Y señaló que si bien sus vecinos de San Juan Mixtepec cuentan con documentos sobre el terreno en disputa, ellos se defenderán con el ideario de Emiliano Zapata, tomando en cuenta que la tierra “es de quien la trabaja”.

La tierra, apuntó, “es el derecho de los campesinos, así que nosotros, con documentos o sin documentos, tenemos que defender nuestra posesión a toda costa”.

Denunció que el Tribunal Unitario Agrario 46, con sede en Huajuapan de León, ejecutó la sentencia y entregó las mil 740 hectáreas a San Juan Mixtepec, con lo que condenó el derecho que tiene Yosoñama sobre las tierras que tiene en posesión.

“Lo que hizo fue echar a pelear a los pueblos y aquí está el resultado (10 personas incineradas y un ejecutado)”, sostuvo Ventura González, y añadió:

“Necesitamos tierras para cultivar, campo para nuestros animales y bosque para nuestro abrigo, porque ahí sacamos madera para nuestra casita y de ahí obtenemos lo indispensable para mantener a la familia, (por eso) vamos a defender nuestra tierra”.

De su lado, las autoridades municipales y comunales de San Juan Mixtepec exigieron al gobierno federal que restablezca la Base de Operaciones Mixtas (BOM) como una medida disuasiva y para evitar masacres como la ocurrida en San Juan Ñumi.

Antes de entregar un escrito dirigido al presidente Enrique Peña Nieto y al gobernador Gabino Cué, rechazaron rotundamente cualquier responsabilidad en la masacre de los 11 indígenas mixtecos, entre ellos tres menores de edad, y responsabilizaron a las instituciones porque “nunca nos hicieron caso”.

El presidente del Comisariado de Bienes Comunales de la localidad, Paulino Hernández Paz, descartó que este hecho tenga relación con el conflicto agrario, porque los hechos ocurrieron entre San Antonio Nduajico y Santo Domingo Yosoñama, pertenecientes a San Juan Ñumi, precisamente a ocho kilómetros de los límites, dijo.

Además, porque los terrenos son nuestros y el Tribunal Agrario ya entregó la sentencia, sostuvo.

Recordó que desde 2010 solicitaron la presencia de los cuerpos de seguridad, si embargo los elementos policiacos sólo estuvieron 20 días y ahora resurgió la violencia con este acontecimiento.

Hernández Paz precisó que la última reunión que sostuvieron con autoridades de los gobiernos federal y estatal fue el 18 de septiembre pasado, “pero nunca nos hicieron caso y aquí tienen los resultados como parte de esa ausencia de gobierno”.

El presidente municipal de San Juan Mixtepec, Anderson Bautista López, lamentó los hechos y se unió al dolor de Yosoñama para exigir justicia porque, dijo, ya no quieren más derramamiento de sangre en la región mixteca.

“Traemos un documento al gobernador para que se investiguen las líneas que sean y que se castigue a los responsable de los hechos que no sucedieron en nuestros límites. Lamentamos los hechos, es triste lo que pasa en Yosoñama”.

Agregó:

“Le recordamos al gobernador que en repetidas ocasiones se ha pedido la seguridad y se instale la BOM; entonces, el responsable directo es el gobernador del estado”.

Cuando se le preguntó al alcalde qué es lo que hay detrás de esa masacre, dijo que eso deben informarlo el Ejército Mexicano y los cuerpos de seguridad estatales, porque durante sus recorridos en la zona de conflicto, dijo, han encontrado “yerbas, autos robados y otras cosas”, y eso no lo han dado a conocer.

¿Te gustó? Compartelo: